Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies de información estadística, si continuas navegando supone la aceptación de la politica de cookies. Aceptar

Tel. 914 355 594 / Tel. 914 410 460 cruces@sofascamascruces.com
Porqué las mujeres deben tumbarse 10 minutos en el sofá al volver del trabajo

Sofás Camas Cruces
Porqué las mujeres deben tumbarse 10 minutos en el sofá al volver del trabajo

Porqué las mujeres deben tumbarse 10 minutos en el sofá al volver del trabajo

Según un estudio realizado en Dinamarca, las mujeres tardan más que los hombres en bajar su nivel de estrés al acabar el día. ¿Cómo ayudar a relajarse? Es imprescindible dejarse caer en el sofá. Te lo contamos…

¡Lo importante que es tener un sofá de calidad en casa! Un espacio donde relajarnos y descansar en aquellos momentos de estrés, de agotamiento o simplemente porque nos apetece. Tenemos que comprar un sofá que se ajuste no solo a nuestro espacio o a la decoración de nuestro salón, también a nosotros mismos. Y en especial a ellas, a las mujeres. Ellas necesitan más que ninguna otra persona un sofá cómodo y de calidad donde dejarse caer al menos durante un rato al final del día. Y no lo decimos nosotros sino un estudio realizado por el Departamento de Medicina Ocupacional de la Universidad de Aarhus, en Dinamarca.

Esta prestigiosa universidad ha llevado a cabo un complejo estudio sobre el estrés y como éste puede condicionar nuestra forma de vida pero no solo eso. También qué soluciones nos ayudan más en nuestro día a día. Tareas cotidianas que nos ayudan a relajarnos al llegar a casa después del trabajo. Este estudio ha llegado a una conclusión: las mujeres deben tumbarse un rato en el sofá para quitarse el estrés al llegar a casa. Entendiendo un rato como un máximo de 10 minutos antes de realizar otras tareas como cuidar de los hijos, salir a reunirse con los amigos, ir a hacer deporte, cocinar o cualquiera otra actividad típica de estas horas finales de cada jornada.

La directora de este estudio, Anne Marie Thulstrup, ha analizado el estrés en hombres y mujeres en la orina y éstos son muy diferentes cuando acaban de trabajar. Para el estudio, dichos análisis se han llevado a cabo durante varias partes del día y las conclusiones son cuanto menos sorprendentes. Por ejemplo, cuando un hombre cierra la puerta del despacho, su nivel de estrés baja de manera muy destacada. Sin embargo, el de las mujeres no. Le cuesta mucho más.

Sin embargo, cuando éstas hacen algo tan cotidiano como llegar a casa y tumbarse en el sofá a descansar, el estrés detectado en ese momento en la orina desciende bruscamente aunque no se llega a liberar hasta las 11 de la noche. Por ello, Thulstrup opina que ese momento es crucial para liberar la tensión acumulada en el cuerpo y la mujer si tiene hijos debe dejar a éstos jugar por ellos mismos durante 10 minutos o que el marido se encargue especialmente de ellos. Una técnica de relajación tan simple como tumbarse en el sofá puede ayudar sobremanera en este sentido el género femenino.

Puedes elegir tu sofá individual, ideal para habitaciones en este enlace.

Comparte este articulo

Scroll to Top